Nascar Mexico

GALARDONAN A LOS CAMPEONES DE LA NASCAR

RECIBEN CASCOS DE ORO Y PLATA POR PARTE DE LA FMAD

 Los campeones actuales de la Nascar Peak México Series presentada por Telcel fueron galardonados por la Federación Mexicana de Automovilismo Deportivo (FMAD) al entregarles los Cascos de Oro y Plata en reconocimiento a su destacada campaña 2018 que culminó con la conquista del cetro en sus tres diferentes categorías.
Dichos reconocimientos, que son considerados como los más importantes que una autoridad deportiva pueda otorgar en el ámbito del automovilismo nacional, en su modalidad de oro fue entregado en primera instancia a Rubén García, quien, por segunda ocasión, se adjudicó la corona de la Nascar Peak al regresar esta temporada recién concluida al equipo que lo vio en la cima en el 2015, el Team GP.
Luis Michael Dorrbecker fue el segundo piloto homenajeado de la noche en su calidad de monarca de la Nascar Fedex Challenge. El oriundo de Querétaro se hizo acreedor a un Casco de Plata al haber logrado una campaña por demás destacada cerrando la misma con tres triunfos consecutivos (Aguascalientes, Guadalajara y Ciudad de México) y, además, conquistar un triunfo más en la competencia inaugural de la temporada 2018, llevada a cabo en la Sultana del Norte.
Finalmente, en el área de competencia de la Nascar, la FMAD reconoció con un Casco de Plata a Max Gutiérrez, quien ostenta el título de campeón de las Mikel´s Trucks. El joven de apenas 15 años de edad ha sorprendido a propios y extraños con su talento al mando de la unidad de competencia. De hecho, es tal la magnitud de sus logros dentro de la categoría que al caer la bandera a cuadros en el Autódromo Hermanos Rodríguez este piloto estableció una nueva marca dentro de Nascar Latinoamérica al ser el monarca con más corta edad de la historia.
Los Cascos de Oro y Plata representan un reconocimiento a la excelencia dentro del deporte motor de nuestro país. De ahí la importancia de que los pilotos de la Nascar Peak México Series presentada por Telcel sean acreedores a ellos y, por consecuencia, a la admiración y el respeto del público aficionado.

 



Autor: Staff Autosonico